Pautas

gomendioaketajolasakESVivimos en una sociedad donde conviven dos lenguas oficiales: el euskera y el castellano. Aunque nosotros no sepamos euskera podemos ayudar a nuestros hijos e hijas a que lo aprendan y puedan utilizar varias lenguas.

Con un pequeño esfuerzo por nuestra parte aportaremos a nuestros hijos e hijas  todas las ventajas de saber más de una lengua. Además, podemos transmitir actitudes positivas hacia el plurilingüismo y disfrutar del proceso de aprendizaje de nuestros hijos e hijas.

Padres y madres somos protagonistas en el proceso de aprendizaje de nuestros hijos e hijas, también en el aprendizaje de las lenguas,  aunque no conozcamos alguna de ellas. En el caso del euskera, podremos ofrecerle euskera desde su nacimiento aunque no hablemos esa lengua. En casa podremos jugar con ellos/as en euskera (canciones, vídeos …) motivando y ohikozalantzakESreforzando así el aprendizaje y el uso del euskera. Por otro lado, si vamos a necesitar ayuda para su ciudado, podemos procurar que la persona que lo haga conozca la lengua y le hable en euskera. Del mismo modo, si vamos a llevarle a una escuela infantil o a una guardería, solicitaremos que el trato sea en euskera.

Si nosotros no sabemos euskera, la escuela desempeñará un papel importante en el aprendizaje del euskera en la infancia y para ello la experiencia nos demuestra que la mejor manera de aprender euskera y castellano es matriculando a nuestros hijos e hijas en modelos euskaldunes. Aquí puedes consultar los datos de prematriculación de los últimos 6 años. Pero no por ello debemos dejar todo el peso del aprendizaje del euskera a la escuela; debemos empezar desde que nace a fomentar dicho aprendizaje. Para ayudaros a realizar el camino propuesto encontrareis una serie de pautas e ideas haciendo clik aquí o bien en el apartado sugerencias y juegos.